sábado, noviembre 24, 2007

PREMIER LEAGUE (JORNADA 14)

El Arsenal de Cesc Fábregas es de nuevo líder en solitario de la Premier League tras vencer (2-0) al Wigan y gracias a la derrota del Manchester United (1-0) frente al Bolton en una jornada que vivió la goleada del Everton al Sunderland (7-1) y la victoria a domicilio del Liverpool en Newcastle (0-3). El triunfo inicial de los de Rafa Benítez puso el broche final a una semana movida en Anfield y cobra especial relevancia tras el pinchazo del Manchester United ante el Bolton del español Iván Campo, que sale de las posiciones de descenso.

Precisamente de las botas de Iván Campo nació el único gol del partido. El donostiarra puso un balón de falta al área del United y allí Anelka, tras un error de Gerard Piqué, controló el balón y batió a Edwin van der Sar. Es el séptimo gol en liga del ex madridista en una semana en la que se le ha relacionado con el Chelsea para el mercado de invierno. Iván Campo comandó desde el centro del campo la valiosa victoria del Bolton flanqueado por un doble pivote formado por Guthrie y Nolan, un centro del campo puso las cosas muy difíciles a Hargreaves y Carrick en la construcción del United, que sufrió además la baja de Cristiano Ronaldo, al que Alex Ferguson ofreció un descanso tras su agitada semana europea.

El portugués Nani, que sustituyó a Piqué en la segunda parte, y el argentino Carlos Tévez tuvieron el empate en sus botas pero el partido concluyó con la derrota de los 'Diablos Rojos', que supieron poco después la mala noticia de la victoria en los últimos minutos del Arsenal en Londres. En el Emirates Stadium el conjunto de Arsene Wenger lo pasó realmente mal para doblegar al Wigan, penúltimo clasificado, en parte por las bajas de la dupla formada en el centro del campo por el español Cesc Fábregas, por sanción, y el francés Flamini, lesionado.

Gallas, al rescate

Sin embargo, el capitán William Gallas, compatriota de Flamini, salió al rescate de su equipo al abrir en el minuto 83 la lata del Wigan con un buen remate de cabeza. El danés Nicolas Bendtner, que había comenzado la jugada del primer gol, puso también el segundo para el checo Tomas Rosicky, que sentenció el partido dos minutos después. El Arsenal superó de esta forma el importante test de jugar sin Cesc y Flamini y se sitúa líder en solitario con tres puntos de ventaja sobre el Manchester y un partido menos.

El Everton le hace un 'siete' a Keane

El Everton de Mikel Arteta, sobresaliente hoy, completó una magnífica tarde para los equipos de Liverpool al pasar por encima del Sunderland de Roy Keane, al que le endosó la goleada de la jornada (7-1). Los goles por partida doble del nigeriano Yakubu y otros dos del australiano Tim Cahill encarrilaron un partido en el que el Sunderland ofreció una pobre actuación y sólo marcó un gol honorífico de la mano del veterano Dwight Yorke, que ha cumplido 36 años este mes. En Manchester el City del sueco Sven Goran-Eriksson -del que se espera que renueve en breve su contrato- se afianzó como el equipo de la revelación de la temporada al ganar su octavo partido consecutivo en casa (2-1 frente al Reading) y colocarse tercero, a un punto de su vecino, el todopoderoso Manchester United. El equipo de Javi Garrido, que sigue funcionando bien en el lateral izquierdo, selló su victoria en el último minuto con un buen gol de volea del irlandés Stephen Ireland.

En Birmingham, el croata Niko Kranjcar finalizó una semana que comenzó de forma gloriosa para él con su gol ante Inglaterra con un nuevo tanto en la victoria del Portsmouth (0-2) frente al Birmingham. Martin O'Neill, técnico del Aston Villa que también ha protagonizado la semana en la prensa inglesa al descartar su posible nombramiento como seleccionador, venció con los suyos ante el Middlesbrough (0-3) con goles de Carew, Mellberg y Agbonlahor. Antes el Liverpool derrotó con claridad al Newcastle comandado por un Steven Gerrard soberbio, que anotó un gol de falta espectacular para redimirse ante la afición y la prensa inglesa.