domingo, julio 08, 2007

TOUR DE FRANCIA


Después de Candem, bajé al Centro y allí estaba el moribundo Tour de Francia que desde Londres parece que se quiere revitalizar. Mucha gente. Tráfico desastroso. Muchos turistas.

La prueba era una contra-reloj individual con muy pocos quilómetros, estuve un ratito en Trafalgar Square, lugar de la meta y, bueno, no estuvo mal.

No se si el ciclismo saldrá de esta, entre unos cuantos se están cargando a un deporte extraordinario. Se han aprovechado de las ganas de triunfo de algunos jóvenes poco formados y ha provocado un autentico rechazo social a unos deportistas que siempre han sido admirados.