domingo, enero 30, 2005

ELECCIONES EN IRAK

En otras circunstancias el día de hoy sería una fiesta y, lo que es mejor, el final de una pesadilla. Pero no es el caso. La situación en Irak es de extrema violencia y hay que ser muy ingenuo o muy malintencionado para pensar que las elecciones de hoy son la solución de nada.

En Irak se ha creado una situación enquistada que hay que resolver y de nada sirve pensar o denunciar quien tiene mayor culpa de lo que está pasando allí. EEUU actuó hace ya más de un año y el mundo se dividió entre los que apoyaron y los que rechazaron su actuación, pero hoy el mal ya esta hecho y solo queda intentar restañar las heridas entre todos.

Criticar a Bush no es la solución, es difícil, pero quizá llegue el día en que se le puedan pedir responsabilidades. Hay que tomar alguna iniciativa. La Unión Europea debería formar una gran coalición militar que ocupase el pais, con la aquiescencia de todos, y desde su posición aplacar los animos he inicar el camino de la paz. Ya se que eso no sudederá jamas. La pusilanimidad de este gigante decadente es manifiesta.

Mientras tanto EEUU trata de resolver, a su modo, la situación que ellos mismos han creado. La solución está lejos y no creo que se vislumbre siquiera cual será esta. Nosotros, desde la vieja Europa, poco más que denunciar lo que allí pasa podemos hacer. Pero, en todo caso, hagamoslo, porque si no el olvido de los conflictos eternos que en el mundo existen caera también, para nuestra vergüenza, sobre el que hay está asolando a Irak y a su población.